19 ago. 2016

Humanidades digitales

Humanidades digitales : monográfico

¿Qué son las humanidades Digitales?
La investigación contemporánea en humanidades se ha expandido más allá de lo que podría ser considerado tradicional. Los historiadores están construyendo mapas digitales interactivos, estudiosos de la literatura están utilizando los ordenadores para buscar patrones a través de millones de libros y los eruditos de todas las disciplinas se están aprovechando de las ventajas de Internet para hacer su trabajo más dinámico y visualmente atractivo.
Humanidades digitales (HD) es el término general que describe gran parte de este trabajo. No es ni un campo, una disciplina, ni una metodología. No se trata simplemente de la aplicación de los ordenadores a las humanidades o a la viceversa. Humanidades digitales es el resultado de un diálogo dinámico entre las tecnologías emergentes y la investigación humanística. Para algunos, se trata de una comunidad académica que se dedica a una amplia variedad de proyectos, que valora conjuntamente la experimentación, la colaboración. Para otros, es una etiqueta pretenciosa que significa elitismo y se caracteriza por una fetichización de la tecnología y la falta de reflexión crítica. Sea de una u otra manera lo cierto es que las Humanidades Digitales  están teniendo un impacto significativo en el contexto académico desde hace más de una década.

Las bibliotecas y los bibliotecarios están jugando un papel crucial en el desarrollo  de las Humanidades Digitales. Desde sus inicios los bibliotecarios se implicaron como socios colaboradores en proyectos de digitalización y ahora se encuentran negociando los derechos de minería de texto con los investigadores y proveedores, gestionando revistas de acceso abierto en sus repositorios, y dando cabida a makerspaces dentro de sus edificios. Los profesionales estamos siendo valiosos colaboradores debido a que los valores de la Biblioteconomía  comparten con los investigadores su profundo interés por el acceso a la información, la preocupación por la preservación de la información, y un deseo de proporcionar un espacio común para las diversas comunidades de usuarios. Sin embargo, a pesar de este compromiso continuo, las bibliotecas se muestran a menudo inseguras sobre cómo deben responder a este reto.
Publicar un comentario en la entrada